La ropa inteligente ya está en el mercado

Cada vez son más las empresas del sector de la moda que apuestan por la denominada ropa inteligente o también llamada ropa 4.0. No poca gente pensaba que el sector de la moda estaba ajeno a todo avance de la tecnología.

¿Un wearable más?

Se dice que la ropa inteligente a la hora de la verdad es como si fuera un wearable. Lo cierto es que tiene sensores y materiales de última generación con los que hacer multitud de tareas.

Hay muchos avances a nivel de conectividad en este tipo de ropa. Se puede usar alguna de las funcionalidades de nuestros móviles, caso de Google Maps o llamar por teléfono, siendo la ropa como si fuera una pantalla táctil.

Nuevos materiales

Una de las empresas de ropa infantil más afamadas en España como es Grupo Reprepol ve desde la barrera con optimismo todos estos avances, que creen que no vienen a competir, sino a ser otra opción más en un mercado con cada vez más opciones para el consumidor.

Son muchas las marcas del sector textil que se han aliado con los gigantes de la tecnología. Ahora podemos ver como se utiliza el grafeno o el kevlar, que hasta hace poco tiempo solo se utilizaba en la industria militar o en la aeronáutica.

Se dice que el futuro del sector de la moda tiene en la tecnología un aliado. En estos próximos años vamos a ver muchas combinaciones y materiales nuevos. Existen ya prendas recargables con la luz solar que evitan los rayos U/V.  Se usan telas que tienen al grafeno como compuesto.

En la actualidad hay procesos que muestran gran ambición y donde entra en juego la nanotecnología.

Características de la ropa inteligente

Es importante dejar claras las características que tienen las ropas inteligentes actuales. Además de hacernos la vida más sencilla, también colaboran a la hora de poner en jaque el desarrollo en muchos campos, como en de la medicina.

Hay tejidos que van cambiando de color dependiendo de la humedad o la luz que exista en el ambiente, así como hilos conductivos con los que proceder a recargar el teléfono, evitando así la carga electroestática. Muy interesantes nos parecen los sensores que van monitorizando el ritmo del corazón mientras se hacen actividades deportivas o las capuchas que nos aíslan del ruido.

Incluso en los tiempos donde el frío arrecia, se han creado tejidos que van cambiando la temperatura dependiendo de la humedad o el calor que tengamos en nuestro cuerpo.

Ya existe ropa que es capaz de ser regulada de forma térmica con la gran ayuda para ello de unas pequeñas baterías de poco peso. Algunas tienen bluetooth y gracias a una app pueden controlar la temperatura según nuestros propios gustos.

Los más pequeños también tienen su sitio, pues hay empresas que optan ya por la fibra sintética, que permite que la ropa se vaya expandiendo según va creciendo el bebé. También son de gran utilidad a la hora de proteger a los bebés de los rayos ultravioletas, pudiendo cambiar de tonalidad según detecten fiebre o midiendo las constantes vitales de tal forma que puedan conocer cualquier problema que se produzca.

En el deporte crece su utilización

El mundo del deporte es de los que son más favorables a su intrusión, donde es posible ya contar con pantalones equipados con Bluetooth para la mejora de las sesiones de yoga.

En el caso de los amantes de correr a diario, unos buenos pantalones inteligentes lo que ayudan es a que se puedan contar los pasos, sabiendo el tiempo que se está en contacto con el suelo o la rotación de la pelvis, lo que ayuda a que se corra como es debido y el porcentaje de riesgo de lesión disminuya considerablemente.

Hay incluso unos calcetines denominados Sensoria que lo que hacen es ir monitorizando nuestro corazón, la distancia que recorremos e incluso la presión que se ejerce sobre cada pie, para lo que vienen equipados con unos sensores de gran  precisión.

Todos estos adelantos han llegado incluso a los sujetadores, pues los hay ya inteligentes que son resistentes al agua, equipan sensores de tipo biométrico y que son un excelente ejemplo de que la más moderna tecnología no está para nada reñida con la moda en este sentido.

Muchos avances, en definitiva, y otros tantos que van a venir en los próximos años y que configuran un panorama que se presenta apasionante en este aspecto. Ahora solo queda que los usuarios apuesten por ellos y vean sus innumerables ventajas.

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email